El PSOE seguiría siendo la fuerza más votada en las elecciones generales previstas para final de año, aunque el PP le pisa los talones y reduce su distancia mínimamente, quedándose a tan solo 1,7 puntos, según la estimación de voto que se refleja en el Barómetro de enero del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS) hecho público este miércoles por el instituto que dirige José Félix Tezanos.

Los populares consiguen avanzar tres décimas respecto a la distancia que les separaba de los socialistas en diciembre, cuando se quedaron a dos puntos de la primera fuerza. El PSOE obtendría el 30,2% de los votos, cuatro décimas menos que el mes pasado. El PP también perdería apoyo pero su reducción es menor que la de los socialistas. Pasa del 28,6% de diciembre al 28,5% de enero, una décima menos.

El partido de Alberto Núñez Feijóo es, según este estudio, el partido ganador en intención directa, es decir, sin la llamada ‘cocina’ que se suele realizar en este tipo de encuestas para equilibrar las respuestas ciudadanas con otros componentes sociológicos y estimar así más precisamente la foto del momento. Siempre según esa intención directa, el PP lograría el 23% de los votos, cinco décimas más que el PSOE, que se quedaría con el 22,5%.

Volviendo a la estimación, Unidas Podemos logra aumentar su apoyo de voto en 1,8 puntos, pasando del 12,4% de diciembre al 14,2% de enero. Vox reduce mínimamente sus expectativas y se queda con el 10% de los sufragios, dos décimas menos que el mes anterior. Y Ciudadanos no sufre ningún cambio respecto al último estudio y logra el 2,9% de los apoyos que no serían suficientes para lograr representación en el Congreso de los Diputados.

De nuevo, ningún líder político de ámbito estatal logra el aprobado si bien la vicepresidenta segunda y ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, sigue siendo la dirigente mejor valorada por la ciudadanía justo cuando ha enfilado la recta final de su proceso de escucha a través de Sumar. Será una vez concluya esa dinámica de participación ciudadana cuando Díaz decida finalmente si da el paso y se presenta como candidata a la Presidencia del Gobierno en las generales de diciembre.

La titular de trabajo obtiene un 4,87 sobre 10, por lo que mejora en cinco centésimas su nota respecto al estudio anterior del CIS. Tras ella, el segundo líder político mejor valorado es el jefe del Ejecutivo, Pedro Sánchez, que también mejora –en su caso, en diez centésima sobre diciembre– y logra un 4,38. Se da así un pequeño cambio de tendencia, ya que el mes pasado Feijóo superó a Sánchez en valoración. Ahora el líder del PP se queda en tercer lugar con un 4,27, doce centésimas por debajo que en el barómetro precedente.

Por detrás se quedan los líderes de IU y Más País, el ministro Alberto Garzón e Íñigo Errejón, respectivamente. Los encuestados dan ambos, de media, un 4 sobre 10. En la cola se mantienen la hasta ahora líder de Ciudadanos, Inés Arrimadas, relevada de su cargo este mismo fin de semana durante la Asamblea General del partido, y el presidente de Vox, Santiago Abascal. La primera obtiene un 3,32 y, el segundo, un 2,76.

La encuesta se realizó entre 2 y el 12 de enero, antes, por tanto, de la polémica abierta en el partido de Alberto Núñez Feijóo por el plan antiabortista de Vox en Castilla y León, que fue anunciado por el vicepresidente de la Junta, Juan García-Gallardo, el máximo dirigente de la extrema derecha de la región, ese mismo día 12. Se trata del primer barómetro de un año electoral. El ciclo comenzará el 28 de mayo con las elecciones autonómicas y municipales y concluirá, previsiblemente en diciembre, con las generales.

El estudio del CIS sí contabiliza el impacto en el electorado de las reformas legales más polémicas puestas en marcha por el Gobierno en los últimos días de 2022, como la modificación del delito de malversación. También recoge el efecto del inédito choque entre el Tribunal Constitucional y el poder legislativo, después de que el tribunal de garantías paralizara por primera vez la tramitación de una ley que, en concreto, buscaba su renovación tras meses de bloqueo.

Una de las preguntas que incorpora este barómetro se refiere a la preferencia de los españoles sobre qué líder político consideran que debe ser presidente del Gobierno. Pedro Sánchez ganaría la batalla sobre Alberto Núñez Feijóo. El 22,3% de los encuestados prefiere que sea el actual presidente quien encabece el Ejecutivo, frente al 16,4% que opta por el líder del PP.

El CIS de enero de 2023 en comparación con el 10N

Estimación de voto CIS (en % sobre el total del voto válido)

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Translate »