Oficina de empleo

Oficina de empleo

0 0
Tiempo de lectura:4 Minutos, 22 Segundos

El número de trabajadores aumentó en 464.900 personas en el segundo trimestre del año, en el que tuvo lugar el fin del estado de alarma y la progresiva relajación de restricciones frente a la pandemia gracias al avance de la vacunación. Se trata del segundo dato más alto de creación de empleo de la serie histórica en este periodo del año, según los datos de la Encuesta de Población Activa (EPA) publicados este jueves por el INE. El paro se redujo en 110.100 personas respecto al trimestre anterior, hasta dejar el número total de personas desempleadas en 3.543.800.

La subida de la ocupación deja el total de trabajadores en 19.671.700 personas, ya muy cerca del nivel de ocupados previo a la irrupción de la pandemia. En el último año se han recuperado algo más de un millón de empleos y ya solo hay 133.300 trabajadores menos que en el segundo trimestre de 2019, el último segundo trimestre del año antes del shock provocado en el empleo por el coronavirus.

El segundo trimestre del año suele ser favorable para el mercado laboral gracias al buen tiempo, la Semana Santa y el inicio de la temporada turística, entre otros factores, que se plasman en un aumento de trabajadores y la caída del paro. Pero el año pasado la EPA dejó una imagen sin precedentes debido al coronavirus. Entre los meses de abril y junio de 2020, marcados por el confinamiento por la pandemia, se destruyeron más de un millón de puestos de trabajo, una cantidad inédita en un periodo tan corto de tiempo.

Aunque la pandemia sigue entre nosotros, el contexto del segundo trimestre de 2021 es totalmente distinto, con el fin del estado de alarma y el inicio de la vacunación, que marcaron una nueva etapa en la crisis sanitaria. Los datos mensuales de paro y afiliación a la Seguridad Social, otra fuente distinta para medir la evolución del empleo, han ido dando cuenta de la aceleración de la recuperación de empleo durante los meses de abril a junio, empujados por la vacunación y la progresiva eliminación de restricciones frente al virus.

Aun así, la pandemia todavía marca los datos de este segundo trimestre, que comenzó con una nueva ola del virus, la cuarta, que ha sido la más de menor impacto de las que llevamos hasta la fecha y que todavía mantiene lastrado el turismo, un sector clave para España.

Caída de la tasa de paro al 15,26%

La caída del paro en 110.100 personas se refleja también en el descenso de la tasa de paro, que cayó al 15,26%, lo que supone 72 centésimas menos que en el trimestre anterior. El indicador lleva tres trimestres en descenso y deja la cifra máxima de esta crisis sanitaria en una tasa de paro del 16,26%, muy lejos del 27% de la pasada crisis financiera.

De todos modos, es importante señalar que el número de parados aún es superior al del inicio de la crisis por la pandemia. En los 12 últimos meses el paro ha aumentado en 175.900 personas (5,22%) y, respecto al segundo trimestre de 2019 –el último prepandemia–, el aumento es de 313.200 parados más.

Esta crisis sanitaria también ha estado marcada por la existencia de un gran número de personas que han salieron a la inactividad: que se quedaron sin empleo, pero no buscaron uno nuevo, de manera que no figuran en las cifras de paro. Una buena noticia del segundo trimestre de 2021 pasa por el gran número de personas se unieron a la actividad, 354.800 personas, hasta un total de 23.215.500.

El crecimiento de la población activa explica que la caída en la tasa de paro no sea mayor, ya que desciende el desempleo de manera notable, pero hay más personas disponibles para trabajar.

«Aun así, como consecuencia de la pandemia sigue siendo elevado el número de inactivos disponibles para trabajar que no buscan empleo», destaca el INE. En el segundo trimestre del año, todavía hay «913.900 personas que no han podido buscar empleo a pesar de estar disponibles para trabajar», según indica la EPA. «Con ello no han cumplido todas las condiciones que la definición de la OIT exige para ser clasificado como parado», recuerda el INE. El dato se ha reducido mucho, en 182.300 personas, respecto del trimestre anterior.

Aumento de las horas de trabajo

La crisis actual ha estado muy marcada por los ERTE, que han protegido una gran cantidad de trabajadores, en suspensión o con una reducción de la jornada de trabajo. Estas personas figuran en los datos de la EPA como ocupados, pero no están en activod totalmente. Por ello, un buen indicador que retrata la marcha del mercado laboral es el número de horas efectivas trabajadas, que en el segundo trimestre se incrementó con fuerza, un 7,73%.

El INE destaca que el dato se aproxima a los niveles de 2019. En variación anual, las horas trabajadas crecen un 34,35% en el segundo trimestre respecto al mismo periodo de 2020. Si se compara con el segundo trimestre de 2019, antes de la pandemia, el número de horas trabajadas varía un –1,41%.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Translate »