0 0
Tiempo de lectura:2 Minutos, 40 Segundos

El Gobierno de Canarias ha celebrado este jueves, 6 de mayo, la última reunión del Consejo antes de que decaiga el estado de alarma, algo que ocurrirá a las 00.00 horas del próximo domingo, 9 de mayo. Este estado de alarma cumplirá sus seis meses de vigencia, tras ser adoptado el 9 de noviembre de 2020, y con él termina el paraguas jurídico que amparaba medidas tales como el toque de queda para contener la pandemia de COVID. Desde el domingo, por tanto, serán las comunidades autónomas las que establezcan las medidas de restricción en sus territorios, previa aprobación de las mismas por el Tribunal Supremo, tal y como ha establecido el Gobierno central en un decreto-ley aprobado esta semana.

En este sentido, el Gobierno canario ha anunciado que va a mantener todas las medidas actuales en las islas, como son los controles obligatorios en puertos y aeropuertos, las limitaciones de personas en las reuniones sociales, los toques de queda, los cierres perimetrales y los límites de aforo, siempre en función del nivel de alerta de cada isla. Estas medidas se publicarán este viernes en el Boletín Oficial de Canarias (BOC) y se enviará ese mismo día al Tribunal Superior de Justicia de Canarias (TSJC) para que las ratifique en lo que concierne a los derechos fundamentales de los ciudadanos y entren en vigor el mismo sábado. Se mantienen, por tanto, los niveles o semáforo en las islas.

El objetivo, ha explicado el presidente del Gobierno, Ángel Víctor Torres, es que si una isla necesita medidas más restrictivas debido a su incidencia del virus, estas puedan ser adoptadas «como hasta ahora». «Lo que hemos hecho es que se quede todo como está, y dentro de una semana volveremos a revisar», ha dicho.

El presidente ha insistido en que así se evita que se dé una situación «rocambolesca», que sería que decayera el estado de alarma en la noche del sábado y no hubiera toque de queda esa noche, pero desde el día siguiente sí. Con estas medidas aprobadas este jueves y que serán enviadas al TSJC este viernes, se evita esa cuestión. «Todo sigue igual», ha explicado el presidente canario. En caso de que no se ratifiquen las medidas, ha explicado Torres, «iremos al Tribunal Supremo».

Por otro lado, Torres ha anunciado que todas las islas permanecen en sus niveles de alerta vigentes: en nivel 2, Tenerife, Gran Canaria, Lanzarote, La Graciosa y El Hierro, y en nivel 1, La Palma, La Gomera y Fuerteventura.

Seguir conteniendo la pandemia

El presidente hizo especial hincapié en que esta decisión se ha adoptado en base al informe científico y técnico de la Dirección de Salud Pública, que recomienda mantener las diferentes incitativas vigentes para seguir conteniendo la pandemia.

«Nuestra voluntad es que no haya toque de queda y que no tengamos que restringir los movimientos entre las islas. En estos momentos se puede mover cualquier canario de isla a isla sin ningún problema. Hasta hace poco no era así porque había islas en nivel 3. Lo que queremos que no volvamos hacia atrás y el decaimiento del estado de alarma debe hacernos a las comunidades tener herramientas para poder ponerlas en marcha», concluyó.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Translate »