El Cabildo de La Gomera, los ayuntamientos y las comunidades de regantes mantuvieron, este viernes, un encuentro para abordar la planificación de proyectos dirigidos a la eficiencia hídrica, así como a la aplicación de alternativas para garantizar el riego de los cultivos. Así lo expuso el presidente, Casimiro Curbelo, quien subrayó la importancia de disponer de las infraestructuras necesarias para reducir la afección que tiene la situación de sequía prolongada.

Por este motivo, adelantó que la ejecución de las desaladoras, que se abastecerán de energías limpias,  permitirá la incorporación de recursos hídricos para el uso agrícola en aquellas zonas que lo demanden. “Aunque estén situadas en la zona sur, la actual red de distribución de agua nos facilitará que se pueda llegar a cualquier otro punto de la isla”, precisó, antes de insistir en que el objetivo es minimizar el impacto que tiene la falta de precipitaciones sobre la actividad agrícola.

Además, recordó que actualmente se ejecutan tareas de mejora en las presas de la cuenca de San Sebastián con una inversión de 2,4 millones de euros, en el marco de colaboración con el Gobierno de Canarias, que se une a la mejora de la red de riego de Hermigua y otras medidas que se materializan en varias zonas agrarias de este municipio. Al mismo tiempo, se avanza en la definición del trasvase entre Mulagua y Liria; la mejora de la presa de La Encantadora; y ya se dispone de proyecto para el trasvase entre Aguajilva y Chejelipes, junto a las mejoras de las presas de Cabecitas, Quintana y Alojera; el depósito y red de riego de Chipude.

En el encuentro, también se adelantaron medidas para incrementar la capacidad de gestión de aguas depuradas, con actuaciones previstas en Valle Gran Rey, Alajeró y Hermigua, unidas a las diseñadas para núcleos rurales con poca población en localizaciones de varios municipios.

Más de 590 mil euros para las comunidades de regantes 

Curbelo recordó que en los últimos doce meses se han dispuesto 596 mil euros para las comunidades de regantes. 82 mil procedentes de incentivos directos del Cabildo en la convocatoria para el sector primario, y 514 mil euros desde el Consejo Insular de Aguas. De esta última partida se han dado cobertura a doce programas de actuación de diferentes comunidades.

En el caso de la comunidad de regantes de Agulo, aborda la reparación de dos tramos de la red de riego del municipio; mientras que la de Alojera materializa la mejora de infraestructuras hidráulicas. Por otra parte, la comunidad de aguas Los Cercos trabaja en mejoras en la captación y distribución de aguas y seguridad en el término municipal de Valle Gran Rey; a lo que se suman las acciones de las comunidades de regantes de las zonas alta y baja de este municipio, para la mejora de la captación, almacenamiento y ampliación de la red de distribución de agua de riego en estas zonas.

La comunidad de regantes de El Cercado contempla la mejora en las redes de riego del caserío, a la vez que la de Las Hayas lleva a cabo actuaciones y mejoras en sus infraestructuras hidráulicas. En el caso de la comunidad de aguas Jaragán, se considera la automatización para la medición y control de consumos y caudales de agua en el pozo situado en esta zona. Las comunidades de aguas de La Calera, La Puntilla y Casanova materializarán mejoras y acciones de modernización en la captación, elevación y distribución de sus aguas de riego, mientras que la comunidad de regantes Las Vegas de Arure mejorará su red.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Translate »