Encontrado en: disfrutar

Como cada verano, nuestro planeta cruza los restos que ha dejado un cometa y sus pequeñas partículas generan ‘estrellas fugaces’ al chocar contra la atmósfera terrestre. Este año las mejores noches para verlas son las del 11 al 12 de agosto y la siguiente, del 12 al 13, cuando estos meteoros alcanzan su máximo y el tenue brillo de la luna no impide su observación. Se podrán contar hasta 50 en una hora.