Agentes de la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil han entrado en las dependencias de Canal de Isabel II, la mayor empresa pública de la Comunidad de Madrid, en el marco de una operación contra la supuesta gestión irregular y el desvío de fondos en la empresa durante la época que la presidió Ignacio González, expresidente de la Comunidad de Madrid, entre 2003 y 2012. En la operación ha sido detenido el propio Ignacio González en su domicilio de Madrid, donde también los agentes están practicando un registro.

González ha sido detenido este miércoles junto a otras otras personas por los supuestos delitos de prevaricación, organización criminal, malversación, cohecho, blanqueo, fraude, falsificación documental y corrupción en los negocios por extraer dinero público en beneficio propio de su red, informa Julia Pérez. Hay que recordar que González presidió el Canal de Isabel II cuando era vicepresidente de la Comunidad de Madrid y número dos de Esperanza Aguirre. En el otoño de 2012 se convirtió en presidente de la Comunidad de Madrid, cargo que ocupó hasta junio de 2015. La operación está siendo coordinada por el juez de la Audiencia Nacional Eloy Velasco.

A lo largo del día, se espera que la Guardia Civil practique varias detenciones más. También se están produciendo diferentes registros en Madrid: en la sede central del Canal de Isabel II así como en otras dependencias de la empresa.

Fuentes jurídicas confirman que la investigación se centra en la estrategia desplegada por estas personas para desviar fondos públicos en beneficio propio y en la estrategia de expansión de la empresa pública que gestiona el agua de Madrid en Latinoamérica. Otro de los detenidos es Edmundo Rodríguez Sobrino, una persona de máxima confianza de González y presidente de la sociedad Inassa, filial del Canal de Isabel II a través de la que realiza sus inversiones en América Latina. Al parecer, los responsables del Canal de Isabel II encabezados por González compraban empresas por un valor superior al real. A Rodríguez Sobrino, actualmente consejero delegado de la editora del diario La Razón, y otros exdirectivos se les acusa de cohecho y de administración desleal.

Entre los delitos que se investigan destaca la compra fraudulenta por parte del Canal de Isabel II de la empresa brasileña Emissao Engenharia e Construçoes que fue denunciada el mes pasado ante la Fiscalía por PSOE, Podemos y Ciudadanos en la Comunidad de Madrid. Fue Rodríguez Sobrino quien gestionó esa compra. Según informa la cadena Ser, la ruinosa compra de Emissao se hizo en tres pagos, dos de ellos a través de una cuenta en Suiza del Royal Bank of Canada y la tercera en el banco portugués Bradesco.

Los tres partidos denunciantes presentaron un informe que recogía presuntas irregularidades en la compra por parte de Canal Isabel II de esta empresa con un «quebranto» que Podemos cifra en 35 millones.

Según el informe, la empresa Emissao se compró por 21,4 millones de euros y un mes después su patrimonio neto era de 10,629 millones según las cuentas del Canal; un año después, el valor era de 5,380 millones.

Esta no es la única empresa que llama la atención de los investigadores. Hay otras dos empresas más ubicadas también en Colombia en las que están implicados los detenidos.

El caso fue abierto en julio de 2016 por una información remitida por el Gobierno de Cristina Cifuentes a la Fiscalía General del Estado, que declarará este miércoles como testigo ante el juez central de instrucción número 6, Eloy Velasco, al igual que otras cuatro personas más. El sumario se ha mantenido secreto en la Audiencia Nacional hasta que hoy, 19 de abril, la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil ha procedido a las detenciones.

Las actividades de Ignacio González están bajo sospecha desde al menos 2011, cuando la Policía alertó de varios casos de corrupción ligados al Canal de Isabel II Hace un año el propio juez Velasco ordenó a la Guardia Civil invstigar dentro del caso Púnica el pago con facturas falsas que hizo el Canal de Isabel II a dos empresas de la red de corrupción para mejorar la imagen de Ignacio González cuando era presidente del Gobierno de la Comunidad de Madrid. Ignacio González fue presidente de la Comunidad de Madrid entre septiembre de 2012 y junio de 2015.

Registro de la empresa de la mujer de González

La Guardia Civil también registra la sede de Subastas Segre, la empresa que preside Lourdes Cavero, la mujer de Ignacio González. Fuentes cercanas a la investigación han informado de que uno de los registros ordenados por el juez de la Audiencia Nacional Eloy Velasco se realizará en esa casa de subastas, fundada por Cavero junto a Carmen Cafranga, expresidenta de la Fundación Caja Madrid y condenada por el uso de las tarjetas black.

El año pasado, Subastas Segre puso a la venta 110 lotes de relojes, joyas y plumas de David Marjaliza, uno de los principales encausados en la trama Púnica, causa que instruye el propio Eloy Velasco y en la que ya ha investigado posibles trabajos para mejorar la reputación de González pagados por el Canal de Isabel II.

Segre logró vender buena parte de las joyas de Marjaliza, incluida una pluma de una edición limitada de cuatro, de oro amarillo y esmalte rojo y 274 diamantes en talla brillante, adjudicada por 18.000 euros.

El expresidente de la Comunidad de Madrid Ignacio González ha sido detenido este miércoles junto a otras otras personas por los supuestos delitos de prevaricación, organización criminal, malversación, cohecho, blanqueo, fraude, falsificación documental y corrupción en los negocios por extraer dinero público en beneficio propio de su red.

Fuentes jurídicas confirman que la investigación se centra en la estrategia desplegada por estas personas para desviar fondos públicos en beneficio propio. Afecta a la administración autonómica madrileña del gobierno anterior de Ignacio González.

El caso fue abierto en julio de 2016 por una información remitida por el Gobierno de Cristina Cifuentes a la Fiscalía General del Estado, que declarará este miércoles como testigo ante el juez central de instrucción número 6, Eloy Velasco, al igual que otras cuatro personas más.

El sumario se ha mantenido secreto en la Audiencia Nacional hasta que hoy, 19 de abril, la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil ha procedido a las detenciones.

La operación, que aún desarrolla la UCO, se centra en un quebranto causado al Canal de Isabel II a base de operaciones como la compra en 2013 de una empresa brasileña por 21,4 millones de euros (68 millones de reales brasileños), cuando un año después valía 5,380 millones de euros, cuatro veces menos.

La compra fraudulenta de la empresa brasileña Emissao Engenharia e Construçoes fue denunciada en marzo pasado ante la Fiscalía por PSOE, Podemos y Ciudadanos en la Comunidad de Madrid.