30/11/2020

El Senado estudiará los efectos de la insularidad en Canarias

· Aprobada la moción del PSOE para crear una Ponencia de Estudio que dé una respuesta a las desigualdades territoriales de todas las regiones extrapeninsulares, incluyendo a Baleares, Ceuta y Melilla

· La senadora por Fuerteventura, Paloma Hernández, destaca las “desventajas evidentes” de estos territorios y asegura que “es necesaria una radiografía actualizada y unas conclusiones clarificadoras que corrijan dichas desigualdades”

 

Canarias, 12 de noviembre de 2020. El Senado ha aprobado este mediodía una moción del PSOE, defendida por la senadora por Fuerteventura, Paloma Hernández, para crear una Ponencia de estudio sobre la insularidad en Canarias, y también en el resto de territorios extrapeninsulares, como Baleares, Ceuta y Melilla, cuyo objeto es obtener un análisis detallado de las singularidades de estos territorios para garantizar la igualdad real y efectiva de sus ciudadanos. El Grupo Socialista ha aceptado las dos enmiendas del PP y la iniciativa ha sido finalmente aprobada con 28 votos a favor y una abstención.

La portavoz del Grupo Territorial ‘Socialistas de Canarias’, Paloma Hernández, ha asegurado que esta propuesta responde a un compromiso alcanzado en el Pleno del Senado para crear una ponencia de estudio que diera respuesta a las singularidades y problemas provocados por la insularidad de Canarias y Baleares y la realidad periférica de las ciudades de Ceuta y Melilla.

La senadora por Fuerteventura ha afirmado que la Constitución ya contempla esta singularidad y, tanto la Carta Magna como los estatutos de autonomía, deben velar por el equilibrio económico justo entre todas las partes del territorio español.

Hernández ha detallado que estas cuatro regiones situadas fuera de la Península cuentan con evidentes desventajas para sus habitantes y ha añadido que los dos archipiélagos tienen doble e incluso triple insularidad.

“Tenemos una excesiva dependencia del turismo, contamos con pensiones más bajas, sufrimos la temporalidad del empleo y ahora se ha evidenciado de manera notable el impacto de la crisis. El nivel de vida se encarece, hay que importar materia prima y se requiere una inversión extra para ayudar a la exportación”, ha explicado.

A estas desventajas evidentes por la insularidad y por la situación periférica de Ceuta y Melilla hay que sumar el problema de la movilidad de personas y bienes, su coste, la vulnerabilidad ante catástrofes naturales, la fragilidad medioambiental y la dependencia de infraestructuras portuarias y aeroportuarias.

Por todo ello, ha apuntado que “es necesario abordar los aspectos característicos y diferenciales de Canarias y Baleares y la situación geográfica de Ceuta y Melilla y crear una ponencia de estudio que ofrezca una visión transversal e integral de estos cuatro territorios con la participación de todas las administraciones y las empresas públicas y privados para, entre todos, poder trazar una radiografía actualizada y lograr alcanzar las conclusiones clarificadoras que corrijan las desigualdades que puedan existir”.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Translate »