30/09/2020

El Grupo Insular del PSOE demanda realidades para el turismo en el norte de La Gomera

  • Los vecinos y vecinas de Hermigua, Agulo y Vallehermoso están cansados de planes y proyectos que o no se terminan o no se activan una vez ejecutados

 

Los consejeros del Grupo Insular del PSOE en el Cabildo, José María Morales, Inmaculada Rodríguez y Silvia Padilla piden a Casimiro Curbelo que deje de vender humo y trabaje en la activación de la multitud de infraestructuras terminadas y sin actividad o directamente a medias como ocurre con la piscina de Vallehermoso, el Centro de Talasoterapia de Hermigua, la Casa de la Miel de las Rosas y tantas y tantas otras a lo largo y ancho de La Gomera.

Curbelo lleva años vendiendo humo, haciéndose fotos y dejando que los municipios del norte de La Gomera languidezcan sin una propuesta clara, contundente y efectiva de cara a mejorar tanto las infraestructuras como la actividad turística. No es de recibo que se llene la boca con proyectos y planes que poco o nada aportan al tejido socio económico de esta parte de la Isla y que suponen inversiones millonarias que terminan cerradas y sin uso.

Y es que no se habla nunca de planes reales, de acciones inmediatas que redunden en beneficio del conjunto de la sociedad sino de palabrería vacía de contenido, a medio y largo plazo que queda muy bien en el papel pero que después de la foto que nunca falta, nada aportan a los municipios e incluso suponen un problema como las piscinas de Vallehermoso y Hermigua, cerradas a cal y canto por la incapacidad de los gestores insulares de ponerlas en funcionamiento. Se trata de infraestructuras necesarias, que atraen turistas y visitantes y además suponen un plus en el día a día de los vecinos y vecinas del norte insular, un espacio de ocio referencial capaces ambas de generar por sí solas actividad económica.

Si a ello unimos que lugares emblemáticos en la historia y el patrimonio de la isla de La Gomera, vitales para el turismo, como son la Casa de la Aguada, la Casa de Colón o la Torre del Conde, permanecen cerradas en la época en la que más visitantes pueden registrar, flaco favor le estamos haciendo al sector turístico y a la sociedad gomera. A este respecto hay que recordarle a Curbelo que los visitantes no entienden de fines de semana y que los que vienen a conocer nuestra rica historia no pueden acceder a los centros turísticos sino en horario de oficina y entre semana, algo lamentable y que deja bien a las claras las prioridades del presidente del Cabildo en el ámbito turístico.

Ésta es la realidad hoy por hoy de las infraestructuras turísticas gomeras que siguen recibiendo inversiones millonarias para después cerrarse por carecer de un proyecto real y efectivo que redunde en beneficio del conjunto de la sociedad. Este despilfarro, característico de las políticas de Curbelo durante años, supone un coste que ya es inasumible por los gomeros y las gomeras.

Se trata de gestionar, poner en funcionamiento todo lo ya está hecho y que puede dar un impulso económico importante a la sociedad gomera, ya vendrán tiempos de hacer más cosas, ahora lo que toca es trabajar de verdad por poner a funcionar todo lo que está cerrado y sin uso. Esa es la realidad y no la de la foto y el titular de prensa que busca Curbelo.

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Translate »