21/10/2020

El Gobierno pone en marcha la limitación de movimientos y el cierre de comercios para contener el coronavirus

 

El Gobierno ha decretado este sábado el estado de alarma en toda España y, entre otras medidas, ha limitado la libertad de movimiento de los ciudadanos para intentar frenar el avance del coronavirus. «España se enfrenta a una emergencia de salud pública que requiere soluciones extraordinarias, una crisis sanitaria a la que vamos a dar respuesta con el mayor rigor científico y todos los recursos necesarios», ha señalado el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, en una rueda de prensa celebrada al borde de las nueve de la noche. «Ponemos en el centro la salud de las personas, pero debemos atender a las familias, autónomos y empresas», ha añadido.

El presidente del Gobierno ha anunciado que el estado de alarma arrancará esta medianoche, después de que el real decreto se publique en el BOE. «La autoridad competente en todo el territorio será el Gobierno», ha asegurado Sánchez. Es decir, será su Ejecutivo la máxima autoridad en todo el Estado en materia de Interior, Defensa y Sanidad. Esta medida ha provocado las quejas públicas del Gobierno vasco y de la Generalitat de Catalunya, que entienden que se invaden sus competencias.

La decisión se ha tomado en una reunión extraordinaria del Consejo de Ministros, de más de siete horas de duración. Sánchez ha pedido disculpas por el retraso sobre el horario previsto y ha señalado que es la primera vez que se aprueba un decreto así. «Hablamos de la cotidianeidad de la ciudadanía. Nos hemos centrado en todos y cada uno de los artículos para que cada ciudadano sepa bien a qué se atiene».

Sobre la prolongación del debate en el Consejo de Ministros, y la filtración sobre las diferencias en el seno del Gobierno, Sánchez ha sostenido que las deliberación del Gabinete son «secretas», pero sí ha defendido que «todos y cada uno de los miembros hemos aportado en un debate enriquecedor para hacer el mejor real decreto». Cuestionado por el papel del vicepresidente segundo, Pablo Iglesias, ha señalado que él «junto al resto de ministros hemos tenido un debate sosegado, intenso y detallado de los instrumentos que necesitamos siempre bajo la consideración de los científicos».

Pide a los presidentes autonómicos situarse «detrás del Gobierno»

Sánchez ha asegurado que «las comunidades autónomas mantendrán la gestión, dentro de sus competencias, de los servicios sanitarios». Las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad de todo el Estado sí se pondrán bajo las órdenes del Ministerio del Interior.

El jefe del Ejecutivo ha informado de que este domingo se reunirá por vía telemática con los presidentes autonómicos, a los que ha dicho que «deben dejar a un lado su diferencias, situarse detrás del Gobierno y centrarse en vencer al virus. No hay ideologías ni territorios. Nuestros ciudadanos son lo primero».

Sánchez ha reclamado a las Autonomías «coordinación, cooperación y colaboración» y ha sostenido que se analizará «lo que ocurre en cada territorio, se tomarán medidas en función de la fase de propagación y distribuiremos los esfuerzos donde más se necesite».

Pedro Sánchez ha comparecido ante los medios para asegurar que «España se enfrenta a una emergencia de salud pública que requiere soluciones extraordinarias». «Una crisis sanitaria a la que vamos a dar respuesta con el mayor rigor científico y todos los recursos necesarios», ha señalado para justificar la medida.

Medidas económicas el próximo martes

Sánchez ha anunciado que el próximo martes el Consejo de Ministros aprobará medidas de corte económico y laboral que incluyen la flexibilización de los ERTE y otras de apoyo a los trabajadores. «Ponemos en el centro la salud de las personas, pero debemos atender a las familias, a los autónomos y a las empresas», ha explicado Sánchez.

Para explicar todas estas medidas, las adoptadas y las que se puedan aprobar, Sánchez comparecerá a petición propia en el Congreso de los Diputados, según ha informado en su comparecencia.

El presidente del Gobierno ha reiterado que la situación «no es estática» y que España ya no está en «fase de contención». Sánchez ha dicho que la misión del Gobierno es «proteger a los españoles y ganar al virus». «No nos va a temblar la mano», ha asegurado. Por ello, ha justificado se tomarán «medidas drásticas y que tendrán consecuencias».

«La victoria comenzará cuando las altas sean superiores a los nuevos infectados y será mayor cuando caiga la propagación. Entonces la economía se recuperará con fuerza», ha comprometido Sánchez, quien ha pedido «ir todos a una»

«Es comprensible la rabia y la injusticia. No hay nada que dañe más el ánimo de una persona que lo desconocido. Pero debemos actuar con disciplina social», ha dicho.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Translate »