Lun. Nov 18th, 2019

El Gobierno de Reino Unido suspende las sesiones en el Parlamento para impedir que los diputados bloqueen un Brexit sin acuerdo

 

El Ejecutivo británico de Boris Johnson suspende temporalmente las sesiones en el Parlamento entre el 12 de septiembre hasta el 14 de octubre, lo que impide en la práctica que los parlamentarios puedan aprobar cualquier legislación para frenar un Brexit sin acuerdo.

La maniobra escogida por el primer ministro consiste en anunciar el cierre de la sesión parlamentaria anual y anunciar una nueva sesión que normalmente inaugura la reina con un discurso. Entre el cierre y la apertura de la nueva sesión suele haber un parón parlamentario, que en este caso será de un mes.

«Esta mañana he hablado con Su Majestad la Reina para solicitar el cierre de la actual sesión parlamentaria en la segunda semana de septiembre y antes de comenzar la segunda sesión de este Parlamento con el discurso de la Reina el 14 de octubre», señalaba Boris Johnson en una carta enviada este miércoles a todos los parlamentarios.

El problema en este caso es que la fecha de salida de la UE está programada para el 31 de octubre y la cumbre del Consejo Europeo se celebrará el 17 de octubre, lo que significa que en caso de no haber acuerdo entre el bloque comunitario y Reino Unido, los parlamentarios no tendrían tiempo para aprobar legislación que frene una salida sin acuerdo.

«Si viene un nuevo acuerdo del Consejo Europeo, introduciremos una ley de retirada para asegurar su aprobación antes del 31 de octubre», señala Johnson en la carta.

La duración del receso entre el cierre e inauguración de la nueva sesión parlamentaria no está establecido por ley y varía de un año a otro. En 2018 no hubo discurso de la Reina, en 2017 duró casi dos meses y en 2016 apenas se alargó durante una semana.

«No he tenido contacto con el Gobierno, pero si se confirman las informaciones, está decisión representa un escándalo constitucional», había señalado el presidente de la Cámara de los Comunes, John Bercow.

Dominic Grieve, político conservador y contrario a la salida de la UE ha calificado la maniobra de «indignante» y ha advertido que podría llevar a una cuestión de confianza contra Johnson: «Este Gobierno caerá».

Un periodista de la cadena británica ITV cita a una fuente del Gobierno que asegura que en caso de cuestión de confianza, disolverían el Parlamento y se celebrarían elecciones entre el 1 y el cinco de noviembre «y eso significa que no hay tiempo para legislar».

La maniobra de Boris Johnson se produce un día después de que el líder laborista, Jeremy Corbyn, anunciase que dará prioridad a los esfuerzos legislativos para bloquear una salida sin acuerdo sobre una posible moción de censura contra el Gobierno.

 

Puedes dejar tu comentario con Facebook

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Translate »