28/01/2021

Ciudadanos teme perder el escaño de Melisa Rodríguez por Santa Cruz de Tenerife

  • La crisis por la expulsión de sus cargos públicos en Tenerife ahonda el riesgo de quedarse fuera del Congreso, si se deja el 10N un 35% de los votos de abril
  • El partido se plantea si reubicar a la diputada tinerfeña en plazas seguras, pero la competencia por rescatar a otros dirigentes como Villegas o Girauta lo complica
 

Las encuestas las carga el diablo. Y meten el miedo en el cuerpo: la previsible caída de Ciudadanos en las elecciones generales del 10 de noviembre –el CIS pronostica tres puntos menos que en abril; otras encuestas apuntan a que perderá entre 15 y 25 escaños de sus 57 actuales- afecta directamente a dirigentes de su Ejecutiva. Entre ellos, la tinerfeña Melisa Rodríguez. En el partido de Albert Rivera se teme perder, entre otros, el escaño que en abril revalidó por Santa Cruz de Tenerife.

Es una previsión de riesgo análoga a la que podrían atravesar José Manuel Villegas en Almería, o Juan Carlos Girauta en Toledo. Aunque desde Ciudadanos se indica oficialmente que no habrá reubicación de candidatos a plazas seguras en puestos de salida, fuentes naranjas consultadas por este diario sostienen que esa medida preventiva está sobre la mesa. Y se ha valorado la de Santa Cruz de Tenerife, si bien la alta competencia por a quién salvar primero de concurrir por una provincia en peligro, complica la solución. En todo caso, quedan muy pocos hueco libres tras las vacantes de los dirigentes nacionales que han abandonado el partido.

En el caso de Santa Cruz de Tenerife, la crisis abierta en la organización es aún más grande. La expulsión de sus dos concejales de la capital y los dos consejeros del Cabildo por desalojar a Coalición Canaria del poder, pactando con el PSOE, ahonda más el riesgo de una caída acentuada de votos, mas allá de la tendencia nacional. Las fuentes consultadas explican que una buena parte del electorado que votó a Ciudadanos lo hizo por la apuesta de sus candidatos de acabar con 40 años de gobiernos de CC. Y la directriz nacional de pactar con su “socio preferente”, el PP, y por ende apuntalar a Coalición en las instituciones, puede hacer mucho daño.

El 28 de abril, Melisa Rodríguez revalidó su escaño con casi 72.000 votos y un 13,87%. En esa provincia, el último de sus siete escaños lo ganó Coalición Canaria. La segunda acta nacionalista se la llevó la palmera Guadalupe González Taño con 51.405 votos de los 102.811 que obtuvo CC. Y el siguiente que quedó fuera fue el tercero de la lista del PSOE, con 47.044 votos de los 141.132 con los que ganó las elecciones generales en Santa Cruz de Tenerife. De ahí que Ciudadanos, con sus 71.667 votos del abril, tendría que dejarse casi 25.000 votos para perder el acta.

El riesgo está ahí. En el partido en Tenerife ven complicado una pérdida de hasta un 35% de los votos de abril ,pero el panorama electoral actual es muy voluble. La tendencia es a la baja en toda España y habrá que calibrar también el factor de los expulsados. Dentro del mismo partido en la isla sigue habiendo cargos, como el diputado regional Ricardo Fernández de la Puente, que no considera tránsfugas a los concejales díscolos, Matilde Zambudio y José Ramón Lazcano. E incluso fuentes consultadas apuntan a que no habrá mucho empeño en parte de la militancia y en otros cargos a la hora de volcarse en la campaña electoral.

Además, este jueves, en el caso de los dos concejales de Santa Cruz de Tenerife, el pleno del ayuntamiento capitalino no pudo decretar su condición de no adscritos y la disolución del grupo mixto, como indica la Ley de Municipios canaria, por un error burocrático del partido a la hora de dejar constancia fehaciente en el Consistorio de que han sido expulsados de la formación de Albert Rivera.

Los expulsados, Zambudio y Lazcano, han solicitado ante la justicia ordinaria medidas cautelares contra los efectos de su expulsión –la más directa, no poder cobrar y formar parte del grupo de gobierno municipal- y apelan incluso a la inconstitucionalidad de la norma por no permitir ejercer sus derechos políticos en condiciones de igualdad con el resto de concejales del ayuntamiento.

Ante todo este panorama, unido también a si el efecto Errejón tiene reflejo en las circunscripciones canarias –Equo en las Islas también está votando hasta este viernes a mediodía si se une al proyecto de Más País- con candidaturas propias, si Coalición Canaria logra defender su segundo diputado y la tendencia al alza del PSOE para conquistar una tercera acta, el futuro del escaño naranja por las islas occidentales es una incógnita. Y preocupa en Ciudadanos.

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Translate »