dom. Oct 20th, 2019

Albert Rivera se abre ahora a pactar con el PSOE tras el 10N, si Sanchez «rompe» con Otegi y con Torra

  • El líder de Ciudadanos levanta el veto a Pedro Sánchez y le ofrece acuerdos a cambio de un decálogo de reformas
  • Ha pedido a Sánchez que rectifique «aunque sea tarde» y «que rompa sus acuerdos con Otegi en Navarra, con Torra en la diputación de Barcelona y en las alcaldías»
 

«Me comprometo a convencer al PSOE de que rectifique, de que vuelva al constitucionalismo, al consenso y a los grandes pactos de Estado, de que vuelva a sentarse con nosotros para apoyar o para liderar, dependiendo de lo que digan los españoles, estas reformas». El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, se ha abierto a pactar con el PSOE y no solo con el PP, como había hecho hasta ahora, siempre y cuando el líder socialista asuma un decálogo de reformas que incluye frenar al presidente de la Generalitat, Quim Torra: «Todo lo que pueda pasar en el futuro en este país pasa por que el Partido Socialista cambie de aliados y escoja bien quiénes son sus adversarios».

Rivera ha sostenido a este respecto que «no se puede estar en medio cuando la dicotomía es democracia, ley, libertad, respeto y al otro lado está la violencia, la falta de respeto o romper la democracia».

Por eso, ha pedido a Pedro Sánchez que rectifique, «aunque sea tarde» y «que rompa sus acuerdos con Otegi en Navarra, con Torra en la diputación de Barcelona y en las alcaldías».

En esa línea, ha mandado un mensaje a Sánchez para que apoye la moción de censura contra Torra propuesta por su partido para este lunes: «Está a tiempo».

«Le pido a Sánchez que si quiere que en un futuro este país se ponga en marcha, lleguemos a acuerdos y normalicemos lo que es una democracia, tiene una gran oportunidad para empezar a cambiar: apoyar la moción de censura de ciudadanos, apoyar la convivencia y decirle al Le Pen de la política española, que ya basta», ha clamado.

Aunque Rivera aspira a liderar el próximo Ejecutivo, «si los españoles deciden que sea el PSOE quien gobierne» y envían a Cs a la oposición, apoyará a Sánchez si asume las «reformas de Estado» que plantea el partido naranja.

Entre esas reformas, el líder de Ciudadanos ha propuesto un acuerdo de Estado para ayudar en la natalidad y el apoyo a las familias. En opinión de Rivera, «un país sin niños es un país sin futuro», por tanto, ha defendido como «prioridad» pensar en «conciliación, permisos de paternidad o educación infantil gratuita».

«Planteo un pacto nacional para no estar a la cola de la tasa de abandono prematuro en Europa y para que la educación tenga unos mínimos que sean iguales en el continente». Otra de las medidas que propone Rivera pasa por la necesidad de un sistema educativo único, para que cada Comunidad Autónoma deje de «hacer lo que quiere con los libros de texto».

Como en otras ocasiones, se ha referido a la necesidad de una tarjeta sanitaria única, con «una base de datos común, un expediente común y una cartera de servicios común», para evitar que «haya más o menos derechos en función de donde se viva».

Además, en el discurso de Rivera y entre las reformas propuestas ha habido espacio para la España vaciada. En este sentido, ha propuesto un Pacto de Estado contra la despoblación para «dar respuestas» a esa parte del país «que está esperando soluciones».

El presidente de Ciudadanos ha vuelto a defender el fin de las subidas de impuestos por parte de partidos que «meten la mano en el bolsillo de los españoles en lugar de acabar con los enchufados»: «Hagamos un sistema fiscal moderno que tenga como objetivo dejar respirar a la España productiva, que es la que queremos cuidar, mimar y proteger», ha remarcado.

«Cuando se alcanzó el Pacto de Toledo y se garantizó que las pensiones no iban a depender de quién gobernaba en cada momento, nuestros mayores respiraron aliviados». Rivera se ha referido también a la necesidad de dejar de meter en las peleas entre políticos algo que «afecta a la vida de tantas personas».

Por otro lado, el líder de Ciudadanos ha lamentado que se haya asumido «con normalidad que una parte de la sociedad vive en precario». Así, ha propuesto también un plan nacional contra la precariedad, que tenga en cuenta el acceso a la vivienda, la situación de los autónomos o el empleo: «Nueve de cada diez empleos son basura. No se puede considerar un trabajo algo que pierdes en tres meses aunque lo hagas bien».

Además, ha apostado por un nuevo sistema electoral, que impida que aquellos que no lleguen al 3% de representación a nivel nacional, no tengan representación en el Congreso ni cobren un sueldo «para ir contra los españoles».

Finalmente, en este decálogo desde Ciudadanos apuestan por la «unión, igualdad y libertad», porque «una España diversa no es una España que hace de la diferencia un privilegio, sino todo lo contrario».

Puedes dejar tu comentario con Facebook

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Translate »