jue. Mar 21st, 2019

Año 2013, en La Gomera se derriban los mitos

Pedro Rodríguez Todos los procesos llevan su tiempo y son, como el río que pasa por terrenos yermos sin mantener nunca el mismo caudal… sinuoso, pero constante. El año 2.012 en La Gomera fue el año de dar la cara, de posicionarse, de manifestarse ante la injusticia sin miedo, sin temor. Es cierto que para que esto sucediera se tuvo que producir un detonante catastrófico, que fue el incendio y su lamentable gestión, que lo único que tuvo de positivo fue, que a muchos se le abrieran los ojos y se dieran cuenta de que ante el peligro, la gravedad y la desolación… desde las instituciones se ofertaba el “sálvese quien pueda”

Como era de esperar, algunos pensaron que la indignación de los gomeros duraría tres tardes y que a base de planes de empleo (de esos en los que te citan junto con 200 personas más, igual de desesperadas que tú y te dicen tú sí, tú no… de la misma forma que en EEUU se le da trabajo a los emigrantes mexicanos) aprovechando lo calcinado, ya estaba todo amortizado… ¿si en el incendio de 1984, cometiendo irregularidades a destajo, murieron 20 personas y no paso nada? ¿qué va a ocurrir ahora? Es probable que fuera la reflexión… pero no, a veces los cálculos no salen, porque el que estaba ciego y vuelve a ver, ya no quiere regresar a la oscuridad.

El año 2.013 ha sido provechoso para los que quieren sacar la basura de debajo de las alfombras, para los que quieren abrir las ventanas y orear la casa, para los escépticos, para los que ponen en duda el estado de las cosas, para los que razonan… para los que creen que la política no es un acto de fe, sino de hechos. Se han creado canales democráticos donde los gomeros se pronuncian y se ha podido detectar, a aquellos que

apuestan por el bien de todos y a los que apuestan solamente por el suyo… No faltan, como siempre, los que intentan poner palos en las ruedas con argumentos pueriles y acaban, intentando hacer creer que el sistema actual de la isla, es bueno para todos, por el simple hecho de que es bueno para ellos… Los planes de empleo del Cabildo son buenos ¿por qué? Porque a mi marido lo sacan de vez en cuando (previo arrastramiento) Pero es que hay gente que lleva más de tres años parada por motivos políticos… Ya, pero a mi marido lo sacan y el resto, a Cáritas o a la Cruz Roja (ya se puede observar que con partidarios que argumentan de manera tan elevada, es normal que los regímenes acaben cayendo) Estos argumentadores que aplican “su” bienestar por encima del colectivo y que lo aplican a casi todo: becas, entierros, ayudas… molestan y distraen, pero poca cosa más… son como los mosquitos.

En el año 2.013 se han abierto los precintos y la verdad (bendito internet, que tanto has hecho por la democracia) se desborda… Ése gobierno “social” es un entramado, un mantra que se ha sostenido durante muchos años y que va cayendo a medida que pasa el tiempo (y lo saben hasta en La Sexta). Las becas, las dan en casi todos los Cabildos… el trabajo a dedo, pues también… los entierros (de la tela que lleva este percal, ya se hablará con más tiempo)… los cruceros y el advenimiento de Hollywood (¿quién no valora La Gomera y todos los encantos que tiene?… de los gobernantes, poco más se puede pedir que no la estropeen…) Además ¿hay algo en la actualidad que no sea social? Es la coletilla de moda y no hay ningún presupuesto o acción al que el gobernante de turno le deje de poner la coletilla de “social” (desarrollo sostenible, anegar… ¿se acuerdan? meras coletillas) Se ha logrado también que muchos gomeros que estaban fuera de la isla y que solamente venían de vacaciones o a votar (previo patrocinio “cash” por Cabildo Insular S.L) se mojen por su isla, que los atropellos en su tierra les duelan y que no sean meros espectadores de los acontecimientos.

En fin, amigos míos, podría seguir escribiendo largo rato pero las acciones se definen por sí mismas y los que son socios, simpatizantes y amigos de La Gomera Se Mueve, saben que somos gomeros de acción, más que de palabras y ya saben donde seguirnos.

Pero recordad una cosa, el proceso sigue su curso…Indignación (rabia, desesperación)… Organización y trabajo (argumentos, caída de los mitos)… Crepúsculo de los ídolos (Nietzsche, un hombre sabio) que conduce inexorablemente a su caída. Estábamos en el fondo y vamos subiendo a la superficie… ya queda menos para sacar la cabeza y respirar. FELIZ 2.014.

Pedro Rodríguez (La Gomera Se Mueve)

Puedes dejar tu comentario con Facebook

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Translate »